UsuarioÁREA DE USUARIO | ES | CA | EN | RUS |  中文
Facebook SF AbogadosTwitter SF AbogadosLinkedin SF Abogados
Facebook SF Abogados Twitter SF Abogados Linkedin SF Abogados

  

www.sfabogados.com usa cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios con la finalidad de mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.Puede configurar el uso de las cookies desde su navegador. Saber más

Acepto

Política de Cookies

 

En SFT SERVICIOS JURIDICOS S.L.P. utilizamos cookies propias y de terceros con la finalidad de mejorar la calidad de nuestro servicio, proporcionar una mejor experiencia de navegación, e identificar los problemas técnicos que puedan surgir en la web. Asimismo, en caso de que usted preste su consentimiento a través de su navegación, utilizaremos cookies que nos permitan obtener más información sobre sus preferencias y personalizar nuestra página web con sus intereses individuales.

En cumplimiento con lo dispuesto en el artículo 22.2 de la Ley 34/2002, de 11 de julio, de servicios de la sociedad de la información y del comercio electrónico, esta página web le informa sobre la política de cookies.

¿QUÉ SON LAS COOKIES?

Las cookies son pequeños ficheros de datos que se descargan en su ordenador y otros dispositivos de comunicaciones, que almacenan información y se guardan en el navegador del usuario. Las cookies permiten a una página o sitio web almacenar y recuperar información sobre los hábitos de navegación, permitiendo recordar diferentes parámetros e información sobre el usuario.

El usuario podrá en todo momento modificar las preferencias del navegador utilizado con la finalidad de impedir la instalación de dichos ficheros a la hora de consultar esta web.

¿QUÉ TIPO DE COOKIES UTILIZA ESTE SITIO WEB?

La web de www.sfabogados.com puede utilizar servicios de terceros que recopilan información con fines estadísticos, de uso del sitio web por parte del usuario y para la prestación de otros servicios relacionados con el mismo y otros servicios de internet.

En particular, este sitio web utiliza Google Analytics, un servicio analítico de web prestado por Google, Inc. con domicilio en Estados Unidos con sede central en 1600 Amphitheatre Parkway, Mountain View, California 94043. Para la prestación de estos servicios, estos utilizan cookies que recopilan la información, incluida la dirección IP del usuario, que será transmitida, tratada y almacenada por Google en los términos fijados en la Web Google.com. Incluyendo la posible transmisión de dicha información a terceros por razones de exigencia legal o cuando dichos terceros procesen la información por cuenta de Google.

El presente sitio web utiliza los siguientes tipos de cookies:

 Cookies técnicas: Son aquéllas que permiten al usuario la navegación a través de una página web, plataforma o aplicación y la utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existan como, por ejemplo, controlar el tráfico y la comunicación de datos, identificar la sesión, acceder a partes de acceso restringido, realizar el proceso de compra de un pedido, realizar la solicitud de inscripción o participación en un evento, utilizar elementos de seguridad durante la navegación, almacenar contenidos para la difusión de vídeos o sonido, o compartir contenido a través de redes sociales.

  • Cookies de personalización: Son aquéllas que permiten al usuario acceder al servicio con algunas características de carácter general predefinidas en función de una serie de criterios en el terminal del usuario como por ejemplo el idioma o el tipo de navegador a través del cual se conecta al servicio.
  • Cookies de análisis: Son aquéllas que, bien tratadas por nosotros o por terceros, nos permiten cuantificar el número de usuarios y así realizar la medición y análisis estadístico de la utilización que hacen los usuarios del servicio ofertado. Para ello se analiza su navegación en nuestra página web con el fin de mejorar la oferta de productos o servicios que le ofrecemos.
  • Cookies publicitarias: Son aquéllas que, bien tratadas por nosotros o por terceros, permiten gestionar de la forma más eficaz posible la oferta de los espacios publicitarios que hay en la página web, adecuando el contenido del anuncio al contenido del servicio solicitado o al uso que realice de nuestra página web. Para ello podemos analizar sus hábitos de navegación en internet y podemos mostrarle publicidad relacionada con su perfil de navegación.
  • Cookies de publicidad comportamental: Son aquéllas que permiten la gestión, de la forma más eficaz posible, de los espacios publicitarios que, en su caso, el editor haya incluido en una página web, aplicación o plataforma desde la que presta el servicio solicitado. Estas cookies almacenan información del comportamiento de los usuarios obtenida a través de la observación continuada de sus hábitos de navegación, lo que permite desarrollar un perfil específico para mostrar publicidad en función del mismo.

GESTIÓN DE LAS COOKIES

Usted puede permitir, bloquear o eliminar las cookies instaladas en su equipo mediante la configuración de las opciones del navegador instalado en su ordenador. No obstante, si lo haces, es posible que la página web no funcione correctamente y que no te podamos ofrecer una experiencia de usuario óptima.

Google Chrome:
1. Clicamos en el icono de menú.
2. Seleccionar “configuración”.
3. Seleccionar “configuración avanzada”.
4. Seleccionar “privacidad”.
5. Seleccionar “configuración de contenido”.
6. Seleccionar la función que desee:
7. Permitir que se almacenen datos locales.
8. Conservar datos locales solo hasta que salgas del navegador.
9. No permitir que se guarden datos de los sitios.
10. bloquear los datos de sitios y las cookies de terceros.
11. Una vez seleccionado la opción deseada, clicar en “listo”.

Internet Explorer:
1. Clicamos en icono de “inicio”.
2. Seleccionar “opciones de internet” en el menú “herramientas”.
3. Seleccionar “privacidad”.
4. Seleccionar “configuración”.
5. Seleccionar la opción que desee y clicar en “aceptar”.

Microsoft Edge (Explorer 10):
1. Clicamos en el icono “más”.
2. Seleccionar “configuración”.
3. Seleccionar “configuración avanzada”.
4. Seleccionar “cookies” dentro de “Privacidad y servicios”.
5. Seleccionar la opción que desee en el menú desplegable.

Firefox:
1. Clicamos en el icono “menú”.
2. Seleccionar “opciones”.
3. Seleccionar “privacidad”.
4. Seleccionar la opción que desee en el menú desplegable.

Safari:
1. Clicamos en “safari”.
2. Seleccionar “preferencias”.
3. Seleccionar “privacidad”.
4. Seleccionar “cookies y datos de sitios web”.
5. Selección la opción que desee entre las disponibles.

Debe tener en cuenta que si usted elimina o bloquea todas las cookies de este sitio web, es posible que parte del mismo no funcione correctamente o la calidad de la página web pueda verse afectada.

Si precisa más información acerca de nuestra política de cookies, puede contactar con nosotros a través de nuestros canales de comunicación. Asimismo le recomendamos que consulte las páginas web de soporte de cada navegador para más información. Se debe colocar en el sitio web un pop up correspondiente a la política de cookies, y facilitar el acceso al documento detallado (segunda capa) mediante este.

FaceApp y privacidad digital

En estos últimos días una aplicación llamada FaceApp ha causado revuelo por los permisos que requiere y por la intencionalmente vaga política de uso y tratamiento de los datos personales de sus usuarios. El asunto es que no es la única que lo hace y muy probablemente tampoco será la última. A menudo, muy a menudo, los servicios digitales ocultan bajo una extensa letra pequeña sus verdaderas intenciones. Textos legales farragosos que, pese a la entrada en vigor del Reglamento General de Protección de Datos que obliga a ser más comprensibles, no cumplen con ese propósito de transparencia muchas veces.

Vulnerando la ley

Afecta a la mayoría de plataformas de medios sociales, a infinidad de aplicaciones móviles. El escándalo de Cambridge Analytica comenzó con un simple juego en Facebook. Ahora, y pese a la desconfianza, es más fuerte la pertenencia a esta comunidad que la supuesta pérdida de abandonarla. ¿Vale la pena estar en la analizada-escrutada-monitorizada red de Mark Zuckerberg? Puede que algunas estimaciones apunten a que ha perdido actividad, pero la compañía sigue rompiendo récords de beneficio y usuarios en cada trimestre. Muchas empresas, por supuesto, se lo saltan a la torera y no cumplen con las exigencias legales en tratamiento de datos.

Aun así, la sensación es que los usuarios siguen siendo demasiado confiados. «Si utilizaste la aplicación aceptaste estar de acuerdo con todo ello. Lo cierto es que, si hubieras leído esto antes, seguramente no la habrías descargado, o quizás sí, pero ya lo habrías hecho sabiendo lo que ello implicaba», apuntan fuentes de la firma de seguridad Sophos, quienes dejan claro uno de los aspectos más relevantes en esta polémica: «es tan importante concienciarnos de que cuando damos permisos a una aplicación o cuando leemos un correo electrónico y hacemos clic en un enlace que puede ser fraudulento, podemos estar cometiendo un error que puede llegar a costarnos más de un disgusto».

Según el informe elaborado por IPSOS para Samsung, el 72% de los españoles se muestra preocupado por la seguridad en el móvil. Entre las principales preocupaciones, los usuarios consultados han destacado el acceso a información sensible como pueden ser los datos bancarios. Para el 87% de los españoles esa es la principal preocupación, seguida de fallos de seguridad en servidores con datos y claves con un 82% y el acceso a las claves de las tarjetas en un 79% de los casos. En cuanto al nivel de conocimiento de los riesgos, el 40% reconoce que desconoce las diferentes amenazas que supone un uso irresponsable del móvil.

La fatiga de privacidad

La privacidad y la seguridad es una de los grandes temores, pero pocos ponen remedio. De acuerdo con un estudio de la firma de seguridad Kaspersky Lab, el 13% de consumidores españoles ha visto cómo su información privada o de sus familiares se ha hecho pública. Los esfuerzos para ser menos visible en internet conducen a lo que se denomina «fatiga de privacidad», que está conectada con el hecho de vivir en tensión constante, con un sentimiento continuo de que terceros están aprovechándose de su información personal, y de que cualquier esfuerzo por evitarlo es vano. Algo más de un tercio de los encuestados españoles (36%) no se ve capaz de proteger su privacidad online, aunque solo el 5% de ellos ha perdido el interés por descubrir cómo mejorar su privacidad. El 12% incluso reconoce que cede sus datos personales a compañías para participar en juegos o encuestas como «¿A qué famoso te pareces?» o «¿cuál es tu comida favorita?».

En un comunicado, Marina Titova, directora de marketing de productos de consumo de Kaspersky Lab, lo explica: «El incremento de las brechas de datos, unido a la dificultad de gestionar los datos personales online, lleva a los consumidores a sentir una pérdida de control y a estar cansados de pensar sobre su privacidad digital. No existe una solución mágica, pero sí hay muchas formas de reducir los riesgos. Todo comienza con una buena higiene digital y con utilizar herramientas avanzadas y tecnologías que les ayuden a mantener su privacidad digital en orden».

Los expertos recomiendan ser conscientes de que los datos personales, aparte de por la salvaguarda de tu derecho a la intimidad, «son muy importantes» por lo que instan a los usuarios a que, «aunque lleva su tiempo», se revisen las políticas de privacidad, en especial los permisos de las aplicaciones que instalas en tus dispositivos móviles como tu smartphone o tablet, incidiendo en lo que se refiere a la cesión de tus datos a terceros. «Es importante que siempre tengas el control sobre tus datos personales. El hecho de subir una fotografía a una red social puede llevar aparejada una serie de consecuencias», apuntan.

Según el Estudio Anual de Redes Sociales 2019 de IAB Spain, Laura Burillo Zamora, consultora de seguridad y protección de datos de Entelgy Innotec Security, sigue esa línea: «A pesar de las continuas advertencias, en general, seguimos siendo muy confiados en lo que respecta a los permisos que otorgamos cuando descargamos aplicaciones, consintiendo la cesión de datos personales, incluso a terceros que no ofrecen garantías suficientes».

A su juicio, la parte positiva es que gracias al revuelo que se ha formado con FaceApp, aunque son muchas más las aplicaciones que tienen deficiencias en materia de privacidad, es que se está hablando de este tema. «La gente poco a poco parece ser más consciente de la gravedad que supone comprometer nuestra privacidad, no porque esta aplicación sea especialmente peligrosa, sino por las consecuencias que puede tener. Lamentablemente, lo que probablemente ocurra es que cuando dejemos de hablar de esta aplicación, tarde o temprano aparecerá otra nueva igual de llamativa. Y aunque entrañe riesgos, la gente la usará sin reflexionar sobre lo que implica. En general, somos poco cautos y tenemos poca memoria con este tipo de riesgos que entraña la tecnología», sostiene.

Tampoco favorece el hecho de que gran parte de los usuarios acepta los términos de usos sin leer previamente. La sensación es que la concienciación está calando cada vez más, pero es un trabajo lento. Pocos son los que realmente gestionan su privacidad en las redes sociales que más utilizan. Porque Facebook o Twitter disponen de configuraciones para evitar que la información publicada, por ejemplo, sea pública.

Pero tampoco suele pasarse por la cabeza de muchos usuarios que los contenidos que suben a estos servicios se pueden comercializar con terceros o pierden la responsabilidad. Son cuestiones aparentemente importantes que se suelen pasar por alto. Es más, uno podría atreverse a deducir que si se leyera atentantamente los términos de uso, más de uno dejaría de formar parte del círculo. Y sucede que puede más el ansia de la moda. Prima más, de hecho, obtener un provecho inmediato para estar dentro de la tendencia estos momentos (pasar el filtro de la edad y compartir el resultado en redes sociales) que los datos que se puedan exponer libremente. Valoramos, en realidad, poco la información que depositamos alegremente en los servicios digitales.

 

Fuente: Periódico Digital ABC