Facebook SF Abogados Twitter SF Abogados Google + SF Abogados Linkedin SF Abogados
Facebook SF Abogados Twitter SF Abogados Google + SF Abogados Linkedin SF Abogados

  

  

Buscador

Llega el nuevo IVA con alertas sobre un aumento de la litigiosidad

La AEAT está introduciendo el nuevo sistema de gestión del IVA. Entre sus novedades principales, está la obligación para las empresas de enviar a Hacienda las facturas emitidas y recibidas en solo cuatro días.

Este suministro inmediato de información en tiempo real (al que se ha denominado SII), obliga a aquellas empresas que facturen más de seis millones de euros, a los llamados grupos de IVA y los negocios que se acojan al régimen de devolución mensual de dicho impuesto (Redeme). Sin embargo, y en base a un decreto reciente del gobierno, los grupos e IVA y las empresas del Redeme pueden darse de baja del sistema SII.

Los datos del plan piloto

A pesar de las críticas que la nueva normativa del IVA está generando en una gran parte del sector empresarial, en Hacienda parecen tener la firme intención de llevar el nuevo plan adelante. En la AEAT se manejan datos sobre la fase de prueba, o plan piloto del SII, que se viene implantando desde finales del año pasado 2016.

Según estos datos, más de 3.600 empresas han realizado las pruebas, y se han obtenido 40 millones de registros de facturas.

Rapidez en la implantación y polémica sobre las supuestas ventajas

Las críticas al nuevo SII no solo han llegado desde el mundo empresarial. Uno de los vocales del Tribunal Económico-Administrativo Central (Teac) ha declarado recientemente que este nuevo sistema sobre el IVA y la obligación de entregar facturas, va a generar mucha litigiosidad.

El presidente de la Confederación Española de Empresas (CEOE), Joan Rosell, se ha quejado de la excesiva prisa con que se pretende implantar esta nueva normativa, y la necesidad de tener una actitud flexible con las empresas, para que puedan ir adaptando su organización interna y su tecnología informática a las nuevas normas.

Otros expertos apuntan al coste que las empresas afectadas tendrán que asumir para adaptarse al SII.

Un nuevo método para contabilizar el IVA

El modelo de gestión del IVA que existía hasta ahora lleva tres décadas funcionando. Con estas novedades, la llevanza de los libros de registro del IVA se llevará mediante el SII, en la misma Sede Electrónica de la Aeat. Uno de los objetivos principales de estos cambios es el incremento del control, por parte de Hacienda.

Ventajas

No todo son críticas sobre el nuevo sistema de gestión del IVA. Desde el Consejo General de Economistas nos dicen que es cuestión de tiempo. Su presidente ha afirmado que, "cuando funcione correctamente será un sistema ventajoso".

Hay más ventajas de la implantación del SII, y vienen derivadas de la disminución de las obligaciones formales que tienen los contribuyentes. Por ejemplo, el plazo en que deben presentarse las autoliquidaciones periódicas se amplía en 10 días y se elimina la obligatoriedad de presentar los modelos informativos 340, 347 y el 390.

En la Aeat también indican que la información será mayor, y ello facilitará una reducción en los plazos de devolución. La finalidad principal es la de combatir el fraude.

Novedades en los procesos de detección

Las facturas emitidas deben enviarse a la Agencia Tributaria en cuatro días desde que son expedidas o registradas, en el caso de facturas recibidas. Se excluyen de este plazo sábado, domingo y fiestas nacionales. El plazo se amplía a ocho días para todo el presente año 2017. Con este control, la Aeat pretende detectar cualquier irregularidad, sin tener que realizar inspecciones masivas.

Mensualmente, la propia Aeat remitirá a las empresas afectadas un resumen con los datos aportados y la comparación con lo declarado por sus proveedores y clientes.

Redacción SF Abogados