Facebook SF Abogados Twitter SF Abogados Google + SF Abogados Linkedin SF Abogados
Facebook SF Abogados Twitter SF Abogados Google + SF Abogados Linkedin SF Abogados

  

  

Buscador

Los ganadores de un boleto compartido se deben identificar al cobrarlo

Para evitar tributar por el impuesto de sucesiones y donaciones, la Dirección General de Tributos ha determinado que todas las personas que compartan un décimo de lotería deben identificarse en el momento del cobro.

Los ganadores de un boleto compartido se deben identificar al cobrarlo

La Dirección General de Tributos (DGT) ha determinado que todas las personas que compartan un décimo de lotería deben identificarse en el momento del cobro para evitar así que el dinero recibido esté sujeto a tributación por el impuesto de sucesiones y donaciones.

Así lo determina la resolución vinculante 0237-17, que insiste en que "si el consultante no es capaz de demostrar que poseía una participación en el billete, parece claro el animus donandi, de otra manera no se entiende que no se haya identificado al consultante como ganador del premio desde el primer momento". No en vano, sólo están sujetos al impuesto sobre sucesiones y donaciones los incrementos de patrimonio obtenidos por personas físicas cuando su adquisición tenga carácter lucrativo, por lo que la falta de identificación inicial podría generar dudas ante la administración.

Donación

La DGT va más allá y recuerda que "se deriva la inexistencia de donación en aquellos supuestos en los que la entrega de bienes o la prestación de servicios se haya producido sin que existiese la voluntad de enriquecer al beneficiario, aun cuando éste no haya desembolsado precio alguno".

En este sentido, la consulta vinculante echa mano de la reiterada jurisprudencia emitida por el Tribunal Supremo. Así, recuerda que "no puede considerarse un acto como donación, cuando es el interés de las partes y no la liberalidad de una de ellas lo que lo determina". También señala que "cuando el acto no es gratuito en beneficio del donatario y lo determina el interés de ambas partes y no la liberalidad de una de ellas, carece de los requisitos indispensables para ser calificado de donación". Otra sentencia del alto tribunal que apoya esta idea señala que "faltando la liberalidad, no tiene el contrato los caracteres necesarios para constituir donación".

Periódico Digital Expansión