Facebook SF Abogados Twitter SF Abogados Google + SF Abogados Linkedin SF Abogados
Facebook SF Abogados Twitter SF Abogados Google + SF Abogados Linkedin SF Abogados

  

  

Buscador

www.sfabogados.com usa cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios con la finalidad de mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.Puede configurar el uso de las cookies desde su navegador. Saber más

Acepto

Política de Cookies

 

En SFT SERVICIOS JURIDICOS S.L.P. utilizamos cookies propias y de terceros con la finalidad de mejorar la calidad de nuestro servicio, proporcionar una mejor experiencia de navegación, e identificar los problemas técnicos que puedan surgir en la web. Asimismo, en caso de que usted preste su consentimiento a través de su navegación, utilizaremos cookies que nos permitan obtener más información sobre sus preferencias y personalizar nuestra página web con sus intereses individuales.

En cumplimiento con lo dispuesto en el artículo 22.2 de la Ley 34/2002, de 11 de julio, de servicios de la sociedad de la información y del comercio electrónico, esta página web le informa sobre la política de cookies.

¿Qué son las cookies?

Las cookies son pequeños ficheros de datos que se descargan en su ordenador y otros dispositivos de comunicaciones, que almacenan información y se guardan en el navegador del usuario. Las cookies permiten a una página o sitio web almacenar y recuperar información sobre los hábitos de navegación, permitiendo recordar diferentes parámetros e información sobre el usuario.

El usuario podrá en todo momento modificar las preferencias del navegador utilizado con la finalidad de impedir la instalación de dichos ficheros a la hora de consultar esta web.

¿Qué tipo de cookies utiliza este sitio web?

La web de www.sfabogados.com puede utilizar servicios de terceros que recopilan información con fines estadísticos, de uso del sitio web por parte del usuario y para la prestación de otros servicios relacionados con el mismo y otros servicios de internet.

En particular, este sitio web utiliza Google Analytics, un servicio analítico de web prestado por Google, Inc. con domicilio en Estados Unidos con sede central en 1600 Amphitheatre Parkway, Mountain View, California 94043. Para la prestación de estos servicios, estos utilizan cookies que recopilan la información, incluida la dirección IP del usuario, que será transmitida, tratada y almacenada por Google en los términos fijados en la Web Google.com. Incluyendo la posible transmisión de dicha información a terceros por razones de exigencia legal o cuando dichos terceros procesen la información por cuenta de Google.

El presente sitio web utiliza los siguientes tipos de cookies:

 Cookies técnicas: Son aquéllas que permiten al usuario la navegación a través de una página web, plataforma o aplicación y la utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existan como, por ejemplo, controlar el tráfico y la comunicación de datos, identificar la sesión, acceder a partes de acceso restringido, realizar el proceso de compra de un pedido, realizar la solicitud de inscripción o participación en un evento, utilizar elementos de seguridad durante la navegación, almacenar contenidos para la difusión de vídeos o sonido, o compartir contenido a través de redes sociales.

  • Cookies de personalización: Son aquéllas que permiten al usuario acceder al servicio con algunas características de carácter general predefinidas en función de una serie de criterios en el terminal del usuario como por ejemplo el idioma o el tipo de navegador a través del cual se conecta al servicio.
  • Cookies de análisis: Son aquéllas que, bien tratadas por nosotros o por terceros, nos permiten cuantificar el número de usuarios y así realizar la medición y análisis estadístico de la utilización que hacen los usuarios del servicio ofertado. Para ello se analiza su navegación en nuestra página web con el fin de mejorar la oferta de productos o servicios que le ofrecemos.
  • Cookies publicitarias: Son aquéllas que, bien tratadas por nosotros o por terceros, permiten gestionar de la forma más eficaz posible la oferta de los espacios publicitarios que hay en la página web, adecuando el contenido del anuncio al contenido del servicio solicitado o al uso que realice de nuestra página web. Para ello podemos analizar sus hábitos de navegación en internet y podemos mostrarle publicidad relacionada con su perfil de navegación.
  • Cookies de publicidad comportamental: Son aquéllas que permiten la gestión, de la forma más eficaz posible, de los espacios publicitarios que, en su caso, el editor haya incluido en una página web, aplicación o plataforma desde la que presta el servicio solicitado. Estas cookies almacenan información del comportamiento de los usuarios obtenida a través de la observación continuada de sus hábitos de navegación, lo que permite desarrollar un perfil específico para mostrar publicidad en función del mismo.

Gestión de las cookies

Usted puede permitir, bloquear o eliminar las cookies instaladas en su equipo mediante la configuración de las opciones del navegador instalado en su ordenador. No obstante, si lo haces, es posible que la página web no funcione correctamente y que no te podamos ofrecer una experiencia de usuario óptima.

Google Chrome:
1. Clicamos en el icono de menú.
2. Seleccionar “configuración”.
3. Seleccionar “configuración avanzada”.
4. Seleccionar “privacidad”.
5. Seleccionar “configuración de contenido”.
6. Seleccionar la función que desee:
1. Permitir que se almacenen datos locales.
2. Conservar datos locales solo hasta que salgas del navegador.
3. No permitir que se guarden datos de los sitios.
4. bloquear los datos de sitios y las cookies de terceros.
7. Una vez seleccionado la opción deseada, clicar en “listo”.

Internet Explorer:
1. Clicamos en icono de “inicio”.
2. Seleccionar “opciones de internet” en el menú “herramientas”.
3. Seleccionar “privacidad”.
4. Seleccionar “configuración”.
5. Seleccionar la opción que desee y clicar en “aceptar”.

Microsoft Edge (Explorer 10):
1. Clicamos en el icono “más”.
2. Seleccionar “configuración”.
3. Seleccionar “configuración avanzada”.
4. Seleccionar “cookies” dentro de “Privacidad y servicios”.
5. Seleccionar la opción que desee en el menú desplegable.

Firefox:
1. Clicamos en el icono “menú”.
2. Seleccionar “opciones”.
3. Seleccionar “privacidad”.
4. Seleccionar la opción que desee en el menú desplegable.

Safari:
1. Clicamos en “safari”.
2. Seleccionar “preferencias”.
3. Seleccionar “privacidad”.
4. Seleccionar “cookies y datos de sitios web”.
5. Selección la opción que desee entre las disponibles.

Debe tener en cuenta que si usted elimina o bloquea todas las cookies de este sitio web, es posible que parte del mismo no funcione correctamente o la calidad de la página web pueda verse afectada.

Si precisa más información acerca de nuestra política de cookies, puede contactar con nosotros a través de nuestros canales de comunicación. Asimismo le recomendamos que consulte las páginas web de soporte de cada navegador para más información. Se debe colocar en el sitio web un pop up correspondiente a la política de cookies, y facilitar el acceso al documento detallado (segunda capa) mediante este.

La fórmula de los soberanistas: Si Catalunya se independiza

Una independencia no independentista. Esa es la paradoja del laberinto catalán. El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, lo ha dicho varias veces: no habrá declaración unilateral de independencia, no se violentará la legalidad vigente… pero Cataluña conseguirá ser un Estado fuera de España. ¿Mentira absoluta, encaje de bolillos o la cuadratura del círculo? Parece ser más bien lo último, el no va más de las teorías políticas de apariencia imposible.

“No nos apartaremos de la legalidad vigente”, insisten en Junts Pel Sí (JxS) al ser interrogados varios de sus miembros por El Confidencial. Pero parece muy difícil que eso ocurra si se sigue la hoja de ruta que ha prometido Carles Puigdemont. Para empezar, la elaboración de las leyes de Proceso Constituyente, de Seguridad Social y de la Hacienda Catalana son inconstitucionales, por lo que no pueden llevarse al Parlamento ni, mucho menos, ser aprobadas por este, ya que no tiene competencias legales para ello. También se truncan las “estructuras de Estado”, como la creación de aduanas o la mismísima Constitución catalana, que pretende sustituir al actual Estatuto y a las leyes españolas.

¿Tienen los independentistas una fórmula mágica para no violentar las normas legales? Al parecer, sí. Consiste en preparar todas las disposiciones legales durante los próximos meses, incluido el redactado de la Constitución. En este periodo tendrá un protagonismo relativo la Comisión del Proceso Constituyente, que el Gobierno central impugnó este viernes ante el TC. Esta comisión, de la que no han querido formar parte el PSC ni Ciutadans, es de estudio, por lo que difícilmente podrá proponer leyes o normas. Aun así, la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, subrayó que “tiene efectos jurídicos inmediatos”, de ahí su impugnación. Además, y eso es lo importante, sí puede servir para discutir los caminos que se seguirán para la ruptura definitiva.

En 18 meses no se presentará ninguna ley que pueda suponer una vulneración de las normas. Al final del mismo, se convocarán elecciones “constituyentes”. La estrategia de los independentistas, no obstante, pasa por hacer que en este periodo transitorio (que se pretende que sea de 18 meses), no se presente en el Parlamento catalán ninguna ley que pueda suponer una vulneración de las normas vigentes. Al final del mismo, se convocarán elecciones “constituyentes”. “Estas elecciones serán el referéndum vinculante que no nos han dejado hacer”, explican a El Confidencial fuentes de JxS.

El plebiscito será a cara o cruz, aunque con el formato de “elecciones autonómicas”. Los secesionistas esperan poder ganar esas elecciones y que el conjunto de las fuerzas soberanistas sobrepase el 50% de los votos, con lo que “en ese momento se ha de aplicar la nueva legalidad. El mandato popular será inequívoco y estaremos plenamente legitimados para proclamar la independencia”. La labor del Gobierno catalán será trabajar para lograr aumentar la base social de apoyo a la ruptura en los próximos meses y poder justificar su hoja de ruta. Esa es la única y máxima prioridad del Ejecutivo.

Sin embargo, esa proclamación no será el primer paso: tras la constitución del nuevo Parlament con una mayoría independentista, se aprobarán las leyes que se hayan preparado en esta legislatura y que se tenían esperando en el cajón. Sobre el papel, Puigdemont no habrá infringido ninguna norma, pero será el nuevo Parlamento el que “asumirá el mandato democrático de separarnos de España”.

Ante la obviedad de que las leyes vigentes seguirán siendo las mismas que las actuales, los secesionistas niegan la mayor: ese será el momento de 'partir peras', porque las urnas habrán decidido que Cataluña no quiere seguir en España. El propio Puigdemont, en una entrevista a Regió 7 esta semana, reconoció que “todos decimos lo mismo: que no llevamos en el programa la declaración unilateral de independencia (DUI). Todos decimos que debe haber una pantalla democrática antes de dar el paso hacia un Estado independiente”. Que cada quién entienda lo que quiera.

La portavoz de JxS, la republicana Marta Rovira, admitió que no es necesaria una DUI, sino que se podría recoger la desconexión con España en otro tipo de documento, como una Ley de Transitoriedad Jurídica. Precisamente, esa será la principal norma que se aplicará tras la celebración de las “elecciones constituyentes” o el “referéndum”, como le llaman internamente algunos miembros de JxS, y el paraguas tras el que se cobijarán el resto de medidas rupturistas.

A la coalición que gobierna Cataluña, sin embargo, se le acumulan los problemas encima de la mesa: Anna Gabriel, dirigente destacada del núcleo duro de la CUP, avisó este viernes a Puigdemont de que la resolución aprobada el pasado 9 de noviembre es muy clara y establece las leyes españolas que no han de ser acatadas por la Generalitat, y subrayó: “Es un compromiso, los compromisos están para cumplirlos”. Esa resolución, que preveía el inicio de la desconexión con España, sin embargo, ha sido anulada por el Tribunal Constitucional. Y el Gobierno catalán, al parecer, no tiene intención de saltarse a la torera la sentencia.

El Gobierno catalán tiene problemas que, de momento, son insalvables. Para empezar, no tiene bases de datos de la población.

La hoja de ruta de Puigdemont choca con esa reclamación de sus socios de la CUP, que pretenden que en 18 meses se pueda proclamar a las bravas la separación de España. La pelota está ahora en el tejado de JxS. Tanto el ‘president’ como el vicepresidente, Oriol Junqueras, creen que los 18 meses son una referencia flexible, que pueden ser menos o más, lo que indigna a la CUP, porque sospecha que lo que tratará de hacer JxS es gobernar el máximo tiempo posible sin quebrantar las leyes por miedo a la respuesta del Gobierno español.

Pero también es cierto que el Gobierno catalán tiene problemas que, de momento, son insalvables. Para empezar, no tiene las bases de datos de la población para realizar un censo de la Seguridad Social o de personas físicas y jurídicas en Hacienda. Sin ese instrumento, es difícil que puedan formalizar las principales herramientas de Estado para echar a andar en solitario.

Periódico Digital El Economista